Flores de trapillo

Es probable que hayas escuchado antes acerca del trapillo e incluso sobre la posibilidad de hacer flores de trapillo como una manualidad; pues es cierto y muy fácil de realizar en breve tiempo y sin la necesidad de invertir grandes sumas de dinero.

Si quieres dar rienda suelta a tu imaginación y soltar tu pasión de manualista, aprende como hacer excelentes flores de apariencia muy real y con muy pocos materiales, ideales para fines decorativos o regalos especiales.

¿Cuál es el origen del trapillo y sus flores?




El trapillo no es más que el resultado de telas recicladas (por lo general, de camisetas de algodón), mientras que las tiras de trapillo, en principio deben ser unas tiras parejas, las cuales son ideales para realizar cualquier tipo de manualidad, especialmente para hacer tejidos de flores con ganchillos a dos agujas.

Es un material muy fácil de trabajar, muy económico y además es ecológico porque lo elaboramos a partir del reciclaje de prendas de vestir viejas, y adaptado a nuestro gusto porque podemos escoger los colores de nuestra preferencia.

Antes de comenzar a realizar tus manualidades de trapillo, piensa bien en la selección del tipo de tela que necesitarás para las flores con trapillo que querrás hacer y asegura la suficiente disponibilidad; pues como es material reciclado, se puede agotar y ya no tendrás el mismo tono.

Con el trapillo puedes realizar flores muy lindas y colocarles como aditivos botones, para darle un toque más chic y una apariencia más real. Con un buen rollo de trapillo y tiempo libre, puedes hacer flores y todo lo que desees, usando además los materiales como agujas, pinzas o las manos.

Cómo hacer flores de trapillo con un botón

Con este procedimiento que mostraremos podrás realizar flores de trapillo de una, dos o más capas, las cuales se atarán con nudos. Para esto, se recortarán tiras de medidas iguales, mientras que la cantidad de pétalos que desees que tengan las flores, dependerá de la cantidad de tiras que recortes.

Para la realización de estas flores con trapillo, se necesitarán un total de 18 tiras de aproximadamente unos 17,5 x 1,5 centímetros. Posteriormente se aúnan las tiras, tratando en lo posible que estén unidas bien en el centro de cada una. Luego se doblan las tiras, para ser pegadas una por una, creando así la forma de las flores con trapillo.

De esta manera, también recomendamos usar adhesivo caliente (el que es puesto con la pistola de silicona), para ir pegando pétalo por pétalo. Para darle un toque único, se le coloca un botón en el centro, y para darle un toque de brillo, se le puede colocar un brillante de bisutería o hasta una piedra a las flores con trapillo.

Flores de Trapillo



Modelos de flores de trapillo

También puedes elaborar hermosas flores de trapillo con ganchos si sigues un buen paso a paso que garantice no equivocarte. Por ejemplo: podrías hacer unas flores de trapillo de tamaño grande para tener una especie de salvamanteles -como en este caso- o unas pequeñas que te pueden servir como broches, para decorar cualquier prenda de vestir o hacer una linda diadema.

Materiales para flores salvamanteles

Lana o trapillo de 2 colores distintos

Aguja de tipo ganchillo (para nuestro caso, hemos utilizado nuestro ganchillo de 10mm)

Tijeras

Pasos a seguir

1- Primera flor: en una primera vuelta se hacen 5 puntos de cadeneta, por el cual pasaremos a unirlos con el primero con un punto deslizado o enano. En la segunda vuelta se tejen tres puntos de cadeneta, lo que en realidad es un punto alto; luego se hacen tres puntos más de cadeneta y paso siguiente, se tejen dos puntos más altos dentro del círculo creado en la primera vuelta, para seguidamente tejer tres de cadeneta.

El procedimiento se repetirá aproximadamente unas 4 veces, para luego hacer 1 punto alto que se unirá en la tercera de las primeras, mediante un punto deslizado o enano en una de las cadenetas. En una tercera vuelta, dentro de cada uno de los huecos o arcos realizados en las cadenetas de la anterior vuelta, comienza a tejer: 1 punto abajo, 1 punto medio alto, 1 punto alto, 1 punto medio alto doble, 1 punto arriba doble.

El punto medio alto doble comienza como un alto dos veces, pero esto es posible mientras lanzamos dos puntos alrededor de la aguja, la cual luego se inserta por el agujero en donde la laza debe ser estirada, siendo un total de cuatro lazadas en la aguja. De esta manera se procederá a pasar una lazada por las 2 primeras, teniendo así tres lazadas en la aguja, pasando en los tres siguientes puntos.

Posteriormente, para hacer el pico de los pétalos de las flores, procede a tejer 3 cadenetas y las cierras sobre ellas mismas, con lo que se denomina punto bajo, para luego seguir con el procedimiento que es descendiente: 1 punto elevado doble, 1 punto medio alto doble, 1 punto elevado, 1 punto medio alto, 1 punto abajo. Este procedimiento se repetirá en cada uno de los arcos o huecos, para así crear los pétalos de las flores, los que en su totalidad son para acabar el último con un punto deslizado o enano en lo que fue el inicio.

2- Segunda flor: una vez realizada la primera flor, se gira y se coloca boca abajo; posteriormente seleccionamos otro color de trapillo y lo anudamos a la aguja de lana o trapillo y se hacen dos lazadas para luego hacer un punto alto doble. De esta manera, pasaremos a unir los dos puntos elevados de la primera flor que se ha realizado y se sacan por el centro de la misma, para lanzar una lazada estirada y luego continuar con el punto alto doble como se ha hecho desde el inicio.

De esta manera, haremos un tejido de seis puntos en cadeneta, para luego tejer otro punto alto entre los siguientes puntos de lo que es la primera flor que realizamos. El proceso se repetirá hasta tener 5 puntos altos dobles creados, para así tejer 6 más de cadeneta y cerrar con un punto doble alto. Finalmente, para los pétalos de las flores de trapillo se sigue la siguiente secuencia:

1 punto abajo, 1 punto medio elevado, 1 punto alto, 1 punto medio elevado doble, 2 puntos altos dobles; 3 cadenetas, cerramos la última con la primera mediante un punto abajo, 2 puntos altos dobles, 1 punto medio elevado doble, 1 punto alto, 1 punto medio alto y 1 punto bajo.

Los resultados obtenidos en esta oportunidad son unos mantelillos o sobre mantel, pero también lo puedes usar para lo que quieras, ya sea en el centro de la mesa con un porrón encima o una maceta con una plantita de tu agrado. Es una buena opción para regalo, ya que es algo bastante original y que has realizado con tus manos; también si tienes alguna celebración cercana puedes realizar la decoración con estos adornos, dándole un toque bastante original a tu espacio.

No debes olvidar que estas flores de trapillo son únicas y con diversos usos, gracias a la gran versatilidad que estas poseen (desde hacer cosas decorativas para el hogar, hasta accesorios de flores para tus prendas de vestir), siendo siempre importante recordar que antes de iniciar debes asegurarte de contar con suficiente tipo de tela del escogido, para no tener que variar el diseño final.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *